El Conadur aprueba la Revisión Nacional Voluntaria 2019 sobre los pasos del país para implementar las Prioridades Nacionales de Desarrollo

Guatemala, 28 de junio de 2019. El Consejo Nacional de Desarrollo Urbano y Rural –Conadur-, coordinado por el Presidente de la República, Jimmy Morales, aprobó este día el informe de la Revisión Nacional Voluntaria 2019: “El camino hacia el desarrollo sostenible” sobre los pasos que ha dado el país para implementar las Prioridades Nacionales de Desarrollo, el cual será presentado ante el Foro Político de Alto Nivel sobre Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas, en Nueva York, EE.UU, el 15 de julio de este año.

Las Prioridades Nacionales de Desarrollo son el producto de la integración de las metas de la agenda internacional de los Objetivos de Desarrollo Sostenible –ODS- al Plan Nacional de Desarrollo K’atun: Nuestra Guatemala 2032, que hizo el país y fueron aprobadas por Conadur, en 2017.

La Asesora de la Secretaría de Planificación y Programación de la Presidencia -SEGEPLAN-, Keila Gramajo, expuso que el informe es una revisión de corto plazo sobre la construcción del andamiaje público-institucional para la generación de condiciones que permitirán implementar las metas nacionales a largo plazo.

Explicó que la RNV 2019 es un balance de las experiencias, las lecciones aprendidas, los avances y los desafíos de país, así como las condiciones que se deben mejorar para poder avanzar en la implementación del desarrollo sostenible. “Este informe visibiliza las acciones de todos los actores de desarrollo del país el gobierno, el Ejecutivo, los gobiernos descentralizados, los actores empresariales, las cooperativas, la sociedad civil y de la cooperación internacional”, señaló.

De esa cuenta, visibiliza las acciones realizadas por distintos actores del desarrollo durante los primeros cinco años de vigencia del Plan Nacional de Desarrollo. Gramajo aclaró que no es un informe de avances en indicadores de impacto. Esa evaluación se conocerá hasta en 2024 y en 2032. “Tampoco es un reporte del gobierno”, recalcó.

En el informe se examina cómo se construyó el Plan K’atun, el proceso de institucionalización, su alineación a las políticas públicas, como se ha trasladado a planes, la vinculación al presupuesto y su apropiación por parte de la sociedad, el proceso de integración de la Agenda 2030 al Plan K’atun. Igualmente, el proceso de implementación por medio de una estrategia de ocho componentes.

Para recolectar la información se hicieron consultas. En el sector público con 54 instituciones y 44 planificadores como puntos focales del Ejecutvio y, por primera vez en un informe de país, se hizo una consulta a nivel de municipios, en la cual 152 reportaron cómo están alineándose e implementando las Prioridades Nacionales. Asimismo, adicionalmente se realizaron 11 consultas con grupos de sociedad civil específicos.

Gramajo dijo que se consultó a la cooperación internacional, y 23 fuentes reportaron un total de 500 programas y proyectos registrados. El Congreso de la República informó de su aporte: 18 de las 38 comisiones de trabajo dieron a conocer su labor y cómo esta se alinea a las prioridades nacionales. El Organismo Judicial también incluyó el informe de su rol y contribución al desarrollo. Por su parte, el sector empresarial, representado por las organizaciones CentraRSE, Pacto Global y el CACIF, quienes entregaron sus informe de los proyectos que ejecutan y que contribuyen al desarrollo sostenible. Además, se realizaron 22 talleres departamentales y cinco regionales, así como 16 talleres de exploración estadística de los 237 indicadores, con 38 actores adicionales.

La Asesora de SEGEPLAN describió el contenido del informe, que en el Capítulo 1 aborda la Apropiación del PND por parte del Estado, el Capítulo 2 los avances en la Estrategia de Implementación, el Capítulo 3 que incluye el estatus, las contribuciones de cada uno de los actores del Estado y la percepción de la población para cada una de las 10 las Prioridades Nacionales de Desarrollo, y el Capítulo 4, la Capacidad Estadística Nacional. El informe concluye con un balance de avances y desafíos que permitirá retroalimentar a la gestión pública sobre su quehacer: “continuar haciendo lo que se ha hecho bien, no repetir los errores que ya se cometieron y hacer lo que no se ha hecho”, dijo.

Resumiendo, entre los avances mencionó el hecho de que contar con un plan de desarrollo de largo plazo y de amplio alcance ha sido una herramienta valiosa para la institucionalidad pública, la sociedad civil y la cooperación internacional; el diálogo sobre el desarrollo de largo plazo y su financiamiento. En 2018 y 2019 se ha avanzado en dirigir el financiamiento nacional, a través de la vinculación de las Prioridades Nacionales al Presupuesto, mediante la planificación y la definición de los Resultados Estratégicos de Desarrollo y se ha avanzado en el establecimiento de alianzas intersectoriales y multiactores.

Entre los desafíos señaló el fortalecimiento de las capacidades del recurso humano en la institucionalidad pública; fortalecer y promover la participación ciudadana principalmente las mujeres, jóvenes y adultos mayores en el desarrollo de sus comunidades; el financiamiento y la territorialización; la cultura de monitoreo es aún débil y la estimación de costos de las prioridades nacionales.

Por su parte, el Subdirector de Seguimiento y Evaluación del Desarrollo, de SEGEPLAN, Gamaliel Martínez, presentó los indicadores, líneas de base y metas al 2019, 2024 y 2032 para el seguimiento y evaluación de las Prioridades Nacionales de Desarrollo, que contienen indicadores ODS e indicadores K´atun. Según indicó, fueron identificados 120 indicadores que serán utilizados para medir de manera interanual el avance de las 10 Prioridades Nacionales, de los cuales 18 son estratégicos, puesto que miden su implementación de forma directa. Por primera vez, el país tendrá un conjunto de indicadores y metas propias para medir el desarrollo sostenible.

En los desafíos para la generación estadística que permita el cumplimiento de las metas, mencionó la voluntad política al más alto nivel institucional para garantizar el funcionamiento de las unidades estadísticas y el fortalecimiento del Instituto Nacional de Estadística –INE-.


informacion de contacto